Mar. Nov 30th, 2021

De acuerdo con el estudio Digital 2021 Global Overview Report, una publicación de la firma Hootsuite, en el Ecuador existen 14 millones de usuarios activos de redes sociales. El reporte explica, además, que al menos unos 13 millones de personas pueden ser alcanzadas mediante los anuncios de Facebook en el país. 

Estas cifras, que sin duda representan una gran posibilidad para las empresas y sus estrategias de comercialización, también están atravesadas por el riesgo de publicaciones que suplantan la información de otros usuarios u organizaciones para el cometimiento de estafas. 

Alicia Baldeón, Oficial de Seguridad de la Información de Equifax Ecuador, firma que en el país brinda los servicios de buró de crédito y a escala global se especializa en Big Data y Analítica, explica que todas las empresas, ya sean grandes o pequeñas, enfrentan amenazas como la usurpación de sus logos, fotos e incluso nombres de los ejecutivos.    

“Este tipo de fraudes son cada vez más constantes; la pandemia ha impactado en la economía y personas inescrupulosas se aprovechan de esta situación para, en el caso de la industria financiera, ofrecer falsas promesas para limpiar el historial crediticio” comenta la experta. “Los delincuentes se presentan como Equifax y comparten incluso los nombres de nuestros ejecutivos y fotos de nuestras oficinas, haciéndose pasar por ellos para estafar a los usuarios”

Los ofrecimientos usuales son: «limpiar el historial crediticio», ayudar a «mejorar su score de crédito», y otras leyendas que terminan siendo fraudes; pero ¿qué hacer frente a esta amenaza? Baldeón explica que existen algunos tips para identificar cuentas falsas en redes sociales, especialmente en Facebook:

● La primera señal de estar frente a una página que ha usurpado la identidad corporativa de una marca es la ausencia de la “insignia azul”. Se trata de un visto de color azul que se coloca en la esquina superior derecha del logo de Facebook. Generalmente, las marcas que son grandes o que funcionan a escala regional o mundial se preocupan de que sus cuentas sean verificadas. Twitter también tiene la opción de verificación de la cuenta al igual que Instagram.

● Si en la información se ofrece un correo electrónico genérico, con el dominio de un servicio de e-mail gratuito (Gmail, Outlook, etc.) es probable que nos encontremos frente a una suplantación. Nuevamente, las empresas siempre van a registrar en su cuenta un mail corporativo.

● El número de teléfono también es importante. Si al marcar el teléfono de contacto la contestación la hace directamente una persona, en lugar de un PBX o una grabación empresarial, los servicios que ofrece la publicación pueden ser fraudulentos. Si el número que se ofrece es el de un celular, también puede ser un signo de alerta.

● Si las fotos, logotipos y demás imágenes corporativas se encuentran pixeladas o son de baja calidad es probable que hayan sido descargadas sin autorización. Las marcas y/o empresas siempre cuidan el uso adecuado de su manual de marca en sus productos. Si una publicación luce desprolija también hay razones para sospechar.

● Generalmente los estafadores se contactan a través de servicios de mensajería como WhatsApp, Facebook, Instagram, etc., cobran por este servicio fraudulento. Este es un indicio claro de que estamos frente a un caso de estafa.

Baldeón recuerda a la ciudadanía que las promesas de limpiar o borrar la información del reporte de crédito son un fraude, que puede incluso implicar una acción ilícita. “La única forma de tener un buen puntaje de crédito es cumpliendo con las obligaciones financieras de manera puntual”, explica la especialista. 

Si usted quiere revisar su situación crediticia, lo ideal es que recurra a canales oficiales como la página www.equifax.com.ec/miscreditos. El reporte de crédito también está disponible a escala nacional en las agencias de Servipagos, Red Activa Western Union y en la Red de Servicios Facilito.

Además, si presenta reclamos o inconformidades con la información que se refleja en su reporte, puede contactarse de manera gratuita con las oficinas de Equifax o con su número de teléfono oficial. El pedido de revisión de la información registrada por parte del titular es gratuito y no genera ningún valor económico para el usuario.

Deja un comentario