29 de noviembre de 2020

Periodismo Ecuador

Noticias del Ecuador y el mundo

Exministro Wilson Pástor comparece presencialmente a la audiencia de juicio del Caso Singue

El exministro de Hidrocarburos, Wilson Pástor, testificó de forma presencial en la Corte Nacional de Justicia en la audiencia del Caso Singue. Pástor explicó a los jueces del Tribunal que de acuerdo con el Art. 19 de la Ley de Hidrocarburos, todas las recomendaciones del Comité de Licitaciones Hidrocarburíferas (COHL) son de resolución inmediata: “Lo que yo he hecho es cumplir con la Ley, mi rol era acoger las recomendaciones del COHL” expresó Pástor «no solo algunas recomendaciones, la ley me mandaba a acoger TODAS las recomendaciones».

En el Art.19 se señala que: “Para las adjudicaciones, el Ministerio Sectorial conformará un Comité de Licitaciones que se integrará y funcionará de conformidad con el Reglamento. Las bases, requisitos y procedimientos para las licitaciones serán determinados por el Comité de Licitaciones de conformidad con la Constitución y la Ley. Las resoluciones del Comité de Licitaciones causan ejecutoria”.

El exministro explicó que en la X Ronda se licitaron 3 contratos y que para el Campo Eno Ron se acordó una tarifa de $35,6 (superior a la de Singue) y para Ocaño Peña Blanca $32,90, en función de las características de cada campo. «Todos estos contratos están vigentes, a los otros no se les ha observado, solo a Singue”.

Como parte de su testimonio, Pástor explicó que en su informe la Contraloría emitió una tarifa de $33,5 para Singue, pero el ministerio de Energía certificó a la Fiscalía que la tarifa efectivamente pagada fue de $27,80, por lo tanto, no puede haber peculado.

Sobre una carta extemporánea, enviada a la Presidencia, en la que se pide renegociar Singue por una tarifa de $29, Pástor explicó que hacerlo en ese momento hubiese sido ilegal, manifestó además que los contratos marginales anteriores eran contratos de participación en los que se paga con participación de crudo y que la carta sobre la tarifa de $29 para Singue, condicionaba ese valor a la adjudicación de los dos campos Pucuna y Singue.

Pucuna era un campo que ya estaba en producción y Singue era un campo abandonado. Es decir, se trataba de economías de escala, por lo cual es un error técnico hacer una comparación con el contrato de prestación de servicios con tarifa de Singue. Esa oferta de Pucuna y Singue juntos incluían inversiones de riesgo distintas y en modalidades de negociación de contratos distintos. Sin embargo, incluso si se hubiese adjudicado a $29, la realidad es que la tarifa pagada y certificada por el Ministerio de Energía y Recursos no Renovables es de $27,80. No se han pagado $33,5, ni los $32,45 que establece la Contraloría, tampoco se han pagado los $29 que se ofertaron extemporáneamente por dos campos, la tarifa efectivamente pagada es de $27,80; por lo tanto, no existe peculado, según Pástor.

Deja un comentario

Copyright © Periodismo Ecuador Newsphere por AF themes.