29 de octubre de 2020

Periodismo Ecuador

Noticias del Ecuador y el mundo

Diputado argentino captado besando un pecho a una mujer en una sesión virtual

4 minutos de lectura

Un bochorno pasó un diputado argentino kitchnerista, Juan Emilio Ameri, cuando en plena sesión virtual empezó a besar los pechos de una mujer que se sentó en sus piernas, todo esto en plena sesión virtual y con cámara encendida.

«Le di un beso en las tetas, eso es todo».Juan Emilio Ameri no tuvo otra alternativa que renunciar a su condición de legislador por parte del peronismo, en el poder en Argentina, después de que la cámara de su ordenador captara cómo besaba los senos de su pareja en su casa durante una sesión de la Cámara de Diputados que se realizaba de manera virtual a través de la plataforma Zoom. Sus colegas estaban discutiendo un proyecto de impuesto excepcional a las 9.000 personas más ricas del país para enfrentar la crisis económica agudizada por la pandemia. Pero Aneri reconoció en los hechos que estaba más entusiasmado con las nuevas prótesis mamarias de su esposa, implantadas en medio de la crisis sanitaria. 

Al momento en que se desató el incidente, Carlos Heller le explicaba a la cámara y el país la necesidad de un gravamen con el cual se recaudará el 1% del PIB . Entonces, la pantalla pasó del primer plano de Heller a uno general con todos los participantes del debate desde su hogares. Entre ellos estaba Ameri. De repente, las imágenes mostraron cómo una mujer se sentaba sobre sus rodillas. El diputado se olvido de las discusiones y sostuvo a su esposa por la cintura, para luego posar los labios sobre sus pechos. Heller continuaba con sus fundamentos. La pareja de Ameri se apartó. «Se trata de un paso muy importante para distribuir de una manera un poco más justa el peso de la crisis», insistió Heller. Ameri ni le prestó atención. Volvió a acercarse a ella, le bajó el escote del jersey hasta que uno de sus senos quedó al descubierto y, ahí sí, comenzó a besárselo durante varios segundos.

 La situación fue tan insólita que el presidente de la Cámara de Diputados, el también peronista Sergio Massa, se vio obligado a suspender la sesión. Massa no daba crédito a lo que había ocurrido. «¿De verdad van a hacer tanto escándalo porque un diputado pensó que no tenía conexión y le besó la teta a su compañera? ¿Se reactivó moralidad? No exageren», se defendió primero Ameri, de manera jactanciosa.

Las réplicas de su coalición política lo hicieron retroceder.  Máximo Kirchner, líder de la bancada oficialista, amenazó con expulsarlo si no aceptaba una suspensión de sus funciones. La propagación mediática del episodio obligó luego a Ameri a dar por completo un paso al costado.

Mea culpa

 «Estoy muy mal, la verdad es que estoy desolado, esto no me tenía que haber pasado», dijo y atribuyó el descuido a una señal de internet «espantosa». Al momento de abalanzarse sobre su esposa creía estar «sin conexión» y que ninguno de sus colegas lo veía. «Seguiré trabajando por mi querida provincia de Salta y para que Argentina se ponga de pie», dijo en la carta de dimisión dirigida a Massa. Nadie se apiadó. Todo lo contrario. Pronto se supo que el compungido Ameri tenía pendiente una denuncia en esa norteña provincia por acoso sexual.

«Una teta en cámara tiene una contundencia tal que sería el deleite de cualquier analista freudiano. Las tetas no asustan, aunque Instagram las prohiba. Las tetas son parte del cuerpo de la mujer. Y la pareja actual de Ameri, tiene todo el derecho a preocuparse de la estética luego de una cirugía. Es más, puede elegir repetir hacer lo que hizo. Es libre. Pero la libertad tiene pautas. Es la letra chica de nuestra sociedad. Lo siento. Pero es así. Hay reglas escritas y otros contratos verbales o por tradición», señaló Emiliano Arnáez, columnista del diario Perfil.

Declaraciones de Alberto Fernández

El presidente argentino, Alberto Fernández, indicó en declaraciones a Radio 10 de la ciudad de Buenos Aires que el episodio en la Cámara de Diputados es «trágico» para la democracia. «La política se degrada con estos personajes», aseveró. Fernández llamó a su vez a los legisladores a «mirar a quién tienen entre ellos». El presidente expresó su asombro por lo ocurrido. «Me pregunto qué aprendimos como argentinos, esta gente dice creer en la democracia, esta gente dice que le importa la república, a mí me parece que con lo que hacen contradicen todas sus palabras».

Ameri será reemplazado por Alcira Figueroa, una antropóloga, feminista y especialista en desarrollo sustentable. «Es la hora de los militantes, los movimientos sociales y de las mujeres. Esto me llena de emoción y también de una enorme responsabilidad», dijo. «Nos merecemos tener un espacio por la situación que estamos viviendo hoy en Salta. Tenemos un avance de la pandemia muy grande con muchísimas familias afectadas y no tenemos recursos del Estado».

Deja un comentario

Copyright © Periodismo Ecuador Newsphere por AF themes.