Ayer por la tarde fue puesto en libertad el dirigente del taxismo, Jorge Calderón, por decisión de un tribunal que levantó la orden de prisión preventiva y en su lugar dictó medidas alternativas.

Calderón quedó detenido tras ser procesado por paralización de servicio público en las pasadas manifestaciones que dejaron muertos, heridos y grandes pérdidas materiales.

Calderón aseguró que continuará al frente de la dirigencia de los taxistas.

Por Redacción

Periodismo e investigación

Deja un comentario