El gobierno ecuatoriano anunció este jueves que deja el grupo de izquierda Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA) y evidenció su frustración por la falta de colaboración de Venezuela para adoptar medidas que eviten el éxodo de sus ciudadanos.

En rueda de prensa el canciller José Valencia argumentó que “es una decisión que quiere subrayar la independencia de Ecuador frente a cualquier otro grupo regional que tenga una visión específica respecto a situaciones de nuestra región”, y señaló que esta posición “es firme… marcada por los principios que rigen la política internacional”.

Por Redacción

Periodismo e investigación

Deja un comentario