Rescatista colombiano que vino a Ecuador fue despedido de su trabajo

Roger Casas, un rescatista voluntario de 44 años que realiza esta humanitaria labor desde hace 17 en la Cruz Roja de Cali, fue despedido por haber viajado al Ecuador a prestar su servicios después del terremoto que sufrió el vecino país, de 7.8 grados.

Roger era empleado de Hazclean Colombia S.A.S. Cuando se enteró de la catástrofe del terremoto que se género el pasado 16 de abril que dejo 660 muertos, y que en Ecuador requerían personal con sus capacidades, decidió viajar con la Cruz Roja para prestar su ayuda humanitaria.

A pesar de que el colombiano informó a la compañía sobre el viaje que realizaría para colaborar en la tragedia (donde rescató a cientos de víctimas) al regresar a su país, la empresa para la que laboraba le informó sobre su despido, bajo la argumentación de abandono de funciones.

Casas dijo que él se comunicó con la coordinadora de su empresa y que solicitó una licencia no remunerada, informando que viajaría al Ecuador con la Cruz Roja para ayudar en el tema de rescate de víctimas. El viaje lo hizo acompañado con Lenox, su perro rescatista.

 

En una entrevista con El Tiempo, Casas dijo: “El llamado de la Coordinación Nacional (de la Cruz Roja) era puntual. Necesitan personas con formación en búsqueda y localización de personas sepultadas en estructuras colapsadas o recientemente muertas, que además tuvieran perros entrenados para ello”.

El comunicado que la empresa le entregó a Roger asegura que el empleado tenía actividades de capacitación programadas, además de informes pendientes por entregar, los cuales contaban con una fecha asignada. En la carta también la empresa expresa: “Por lo anterior no era posible autorizar dicha licencia, teniendo en cuenta que esta es una empresa de carácter privado con obligaciones que entregar y actividades previamente agendadas”.

El colombiano también asegura que, antes de partir, se comunicó con el dueño de la empresa Andrés Rendón. “Llamé a don Andrés, quien también es bombero voluntario desde hace varios años y sabe cómo son estos llamados, y le dije que había una emergencia en Ecuador y que necesitaban personal con mis características y perros, como Lenox, entrenados en búsqueda de personas, y le pedí el permiso para poder ir. Don Andrés me dice que es mejor hablar eso con la coordinadora porque ella sabe cómo está la agenda”, le dijo al diario el rescatista.

Casas asegura que tiene la pruebas de haber solicitado el permiso, que fue remitido por correo electrónico a la coordinadora Diana Narváez, con copia a Andrés Rendón, dueño de la empresa y a su esposa, Lorena Monsalve, gerente de la compañía.

En camino al Ecuador, Roger recibió una llamada de la coordinadora de la empresa, en la que, según el rescatista, ella le preguntó cómo estaba y sobre su ubicación. Él le respondió y asumió que esa comunicación telefónica reiteraba el permiso solicitado, ya que ella nunca le mencionó lo contrario.

En todo caso, el rescatista llegó a la empresa ocho días después y se encontró con un correo electrónico en el que le informaban sobre su desvinculación de la compañía. Roger dice que no pide el reintegro, ni mucho menos indemnización. Solo busca que su hoja de vida quede sin manchas y que no digan que lo echaron por no cumplir con su trabajo.

Fuente: KienyKe de Colombia

https://www.facebook.com/plugins/video.php?href=https%3A%2F%2Fwww.facebook.com%2FAngelaMa.Cevallos%2Fvideos%2F2022118458014209%2F&show_text=0&width=560

Medios Públicos

Anuncios

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s