\ Peritos argentinos piden muestras en caso de turistas - Periodismo Ecuador

Captura de pantalla 2016-03-09 a las 10.16.50 a.m.

Los peritos argentinos encargados de investigar el asesinato de las turistas Marina Menegazzo y María José Coni, hecho ocurrido en Montañita hace más de dos semanas, aseguran que aún no reciben la autorización del fiscal general, Galo Chiriboga, para realizar un tipo de pruebas genéticas que ellos creen que pueden determinar la identidad de los cadáveres.

Los expertos, que pertenecen a la Policía Federal de Argentina, se mostraron preocupados por la negativa, pero al mismo tiempo dijeron que esperan la autorización oficial para recoger las muestras, pues el tiempo corre y los cuerpos avanzan en su descomposición.

Las muestras serán comparadas con el ADN de los familiares de las fallecidas para lograr confirmar si corresponden a los de Menegazzo y Coni.

Los especialistas anunciaron que esperarán dos días.

Los cuerpos exhiben fuertes lesiones en la cabeza y heridas de arma blanca.

Daniel Guglielmo, comisario federal de Buenos Aires que colabora en la identificación, dijo que se extrajo «material biológico» de las víctimas para analizarlos en laboratorios de Buenos Aires.

Los oficiales hicieron este pronunciamiento a altas horas de la noche del lunes, en el hotel donde se alojan, en el sector de Puerto Santa Ana de Guayaquil.

«Con el material obtenido se va a hacer el cotejo con las madres y vamos tener el resultado entre unos 10 a 15 días», dijo Guglielmo.

La Fiscalía

Ayer, el fiscal provincial de Guayas, Paúl Ponce, señaló que la negativa sería por cuanto el pedido no se ajustaría a la actual Legislación ecuatoriana.

Incluso mencionó que el fiscal Chiriboga es el actual vocero oficial de este caso.

Esto, mientras el jefe de la delegación de expertos reiteró que los cadáveres sufrieron un gran deterioro por la alta temperatura y la humedad del lugar donde fueron hallados y que los familiares no pudieron reconocerlos en la morgue policial.

Javier Ureta, médico legista de la delegación extranjera, indicó que hasta ahora no han podido conocer de las autopsias, un cuerpo presenta golpes a nivel de cráneo y el otro una lesión provocada con arma blanca en el cuello.

Tampoco han podido tener acceso a los protocolos de las autopsias practicadas a las jóvenes.

El objetivo de los técnicos es establecer si las lesiones se cometieron en la agresión o cuando fueron manipulados por las autoridades.

«Los cuerpos fueron trasladados desde el lugar donde se encontraron hasta la morgue de Guayaquil y en eso hubo una manipulación necesaria que no permite diferencias si los golpes fueron antes o después de la muerte», dijo Ureta Sáez.

Reclamos

Mientras, ayer los abogados Joselito Arguello y Héctor Vanegas denunciaron que hasta la presente no se les ha permitido dialogar con sus defendidos alias ‘El Rojo’ y Segundo P.M., quienes son los únicos sospechosos de estos crímenes.

Por su parte Vanegas fue un poco más allá del reclamo al sostener que su cliente ha sido amenazado por sujetos colombianos que pertenecerían a una red de trata de personas, lo cual no ha sido corroborado por la Policía Nacional.

Juan Pablo Arévalo es el fiscal de Santa Elena que indaga el caso como asesinato con agravantes.

Por Redacción

Periodismo e investigación

Deja un comentario