Ministra de ambiente revela que serán 300 hectáreas las explotadas del Yasuní

Ministra del Ambiente anuncia que su cartera de Estado se encargará de hacer cumplir con normas y estándares de calidad para extracción petrolera
La ministra del Ambiente, Lorena Tapia, anunció que si se llega a dar la explotación petrolera en el Parque Nacional Yasuní, esta entidad pública se encargará de cumplir con todos estándares nacionales e internacionales que amerite la situación, con el fin de causar el menor impacto posible al medio ambiente. Además, explicó que el proyecto de extracción del ITT abarca la exploración de 300 hectáreas, más no, todo el territorio del área protegida.

“La hoja de ruta es clara desde el punto de vista tanto lega, como técnico. Lo legal obliga a que como parte de los bloques Tambococha, Ishpingo, interceptan con el Parque Nacional y son intangibles, deba irse a la aplicación del artículo 407 porque el Presidente declara de interés nacional el proyecto y va a consulta a la Asamblea”, comentó la funcionaria.
La Ministra de Ambiente, expuso que una vez que la Asamblea Nacional considere pertinente la explotación, se procederá a la aplicación de una serie de normativas de carácter ambiental.
Además, explicó que el Ministerio del Ambiente está obligado a emitir un informe de carácter técnico que se enfocará el análisis de normativas vinculadas con un área protegida, aplicación de reglas de carácter internacional, específicamente con el reglamento de Operaciones Hidrocarburíferas, y la implementación de estándares de calidad ambiental para la explotación petrolera.

“El compromiso del Ministerio del Ambiente es que estos impactos que se autoricen, se controlen, se fiscalicen, se realice un proceso de fuerte, de seguimiento ambiental, en el marco a ser un área con un ecosistema definitivamente sensible”, declaró Lorena Tapia en entrevista al programa “El Poder de la Palabra” de Ecuadorinmediato/Radio.

Respecto a trabajos que se han realizado en el Yasuní, manifestó que previo a la Constitución del 2008, se procedió con la exploración del bloque 16 y 31, por parte de la empresa Repsol. “El bloque 16 es uno de los ejemplos, la compañía Repsol ha sido una empresa bastante responsable, nosotros como autoridad ambiental llevamos un seguimiento minucioso a nivel de impacto. Aquí para ser preciso, toda actividad humana genera impacto, la autoridad ambiental en este sentido se ha comportado con mucha más fortaleza y los controles que se realizan no solamente tienen que ver con el impacto ambiental, sino con el impacto social”, añadió.

Sobre la posible afectación a pueblos relacionados con el Yasuní, expresó que “todo proyecto genera impacto, este es el reto, las herramientas técnicas existen, la tecnología lo permite, pero sobre todo y ante todo, la voluntad política y de mi parte, como máxima autoridad ambiental, para que en el evento de explotarse el ITT, se lo haga con los mejores estándares nacionales, como internacionales”.
Acerca de cómo lograr que el impacto sea mínimo, indicó que hoy en día existen nuevas normativas y que se puede contar con una disponibilidad de tecnología aprobada para que no existan mayores daños.

“Petroamazonas tiene su establecimiento en relación a estas posibles alternativas, pero desde el punto de vista ambiental, la normativa, por ejemplo, que le puedo citar que establece la EPA de Estados Unidos, que en casos similares de explotación petrolera ha establecido parámetros muy estrictos con relación a los monitoreos. Desde el Ministerio del Ambiente tenemos implementado hace poco tiempo la evaluación ambiental estratégica, esto permite a la fecha levantar indicadores ambientales, sociales y económicos, que son incorporadas en las condiciones de explotación”, agregó Lorena tapia.
Con respecto a la necesidad de enfrentar el tema con los pueblos no contactados, manifestó que “la autoridad dentro del Estado, que debe emitir el criterio técnico, sólido, con relación a pueblos no contactados es el Ministerio de Justicia, yo en proceso de otorgamiento de licencias, cuando esto se produzca, tendré que esperar el criterio en firme del Ministerio de Justicia en cuanto a la posible aceptación o presencia de pueblos no contactados Tagaeri y Taromenane”.
En referencia al saldo económico quedó a favor de la Inciativa Yasuní ITT y su devolución a los respectivos donantes, explicó que esa es una competencia del Ministerio Coordinador de Sectores Estratégicos, que es el encargado de analizar todo lo que respecta a estos recursos.

La Ministra del Ambiente señaló que este tipo de recursos económicos obtenidos durante el desarrollo de la Iniciativa Yasuní ITT, al ser capital público, está sujeto a veeduría ciudadana.

Referente a los justificativos que se emitirán sobre la explotación del Yasuní ITT, después de que se realizó una iniciativa que proponía mantener el petróleo bajo tierra, dijo que “ambientalmente hablando, la respuesta está en la propia Constitución ecuatoriana, que establece la disponibilidad de recursos naturales en beneficio del bienestar de la ciudadanía”.

Finalmente, la funcionaria indicó que lo que conforma el proyecto ITT abarca 300 hectáreas de todo lo que es el Parque Nacional Yasuní. (JMGV)

Fuente exclusiva: “El Poder de la Palabra” de Ecuadorinmediato.com

20130816-192350.jpg

Redacción

Periodismo e investigación

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: