Gobierno plantea ahora crear un nuevo tribunal de arbitraje

pr02a230413-photo01_456_336Las demandas internacionales que enfrenta el Estado por las petroleras Occidental (Oxy) y Chevron hacen que el país plantee la necesidad de avanzar en la creación de un nuevo tribunal regional de arbitraje.

Así como en marzo pasado propuso crear un sistema paralelo de protección de derechos humanos, cuando se mostró en desacuerdo con el rol de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), ahora también apunta a la Unión Suramericana de Naciones (Unasur) para que sea en esa instancia donde se den soluciones a las controversias con las compañías extranjeras.

Los laudos de Oxy y Chevron fueron puestos como ejemplo en la Reunión Ministerial de Estados Latinoamericanos Afectados por los Intereses Transnacionales, que se efectuó ayer en Guayaquil, en la que se analizaron las negociaciones con las compañías extranjeras, los conflictos con estas y las alternativas a los tribunales de arbitraje y tratados de protección de inversiones.

La cita se dio por invitación de los países de la Alianza Bolivariana para los pueblos de América (ALBA) y la organización la realizó la Cancillería ecuatoriana. Acudieron delegaciones de trece países, como Honduras, Bolivia, Argentina, Cuba, México, San Vicente, representados por ministros y diplomáticos. Solo Venezuela envió a su canciller, Elías Jaua.

“Hemos tenido graves problemas por los abusos de las transnacionales y por la institucionalidad jurídica de los arbitrajes que han estado siempre en contra de nuestros países, por eso hemos tomado la decisión de decir basta, tenemos que tomar decisiones a efecto de corregir estos abusos”, dijo el canciller ecuatoriano Ricardo Patiño en la inauguración de la cita al referirse a las intervenciones del Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (Ciadi) en los casos Oxy y Chevron.

El vicepresidente electo, Jorge Glas, puso a Ecuador como ejemplo en el cambio de las relaciones con las transnacionales. Dijo que eso se logró gracias al “modelo político de la revolución ciudadana”, que llevó a una nueva Constitución.

Recordó que en la Carta Magna del 2008 se estableció la soberanía sobre los recursos naturales, se definieron y clasificaron los sectores estratégicos, se determinó que el Estado no puede dejar de participar en el 50% de las rentas petroleras y se hicieron reformas legales para pasar de contratos de participación a los de prestaciones de servicios.

Glas dijo que Ecuador es el primer país del mundo en recibir la mayor proporción de renta relativa a la actividad minera, el 52% según la ley del sector. Y el quinto con mayor participación en las ganancias.

Al igual que Patiño criticó los laudos contra el Estado por parte de Oxy y Chevron; sobre el primero recordó que la compañía violó la ley, que acudió al Ciadi cuando este no tenía competencia, que dicho tribunal reconoció la infracción de la petrolera, pero que a pesar de ello emitió una condena contra el Estado que con intereses alcanza $ 2.300 millones, equivalente al presupuesto de un año para salud y educación.

Sobre la demanda de las comunidades amazónicas a Texaco (ahora Chevron), señaló que ese es un juicio privado y que aun así la compañía acudió al Ciadi. “El juicio fue planteado en Nueva York y dentro del proceso lo traen en Ecuador, una corte (la de Sucumbíos) la condena a pagar $ 18.000 millones y ahora aducen que hubo denegación de justicia y quieren que el Estado pague lo que a ellos les corresponde pagar por daños ambientales a la Amazonía”, cuestionó Glas.

Mientras que Jaua dijo que la Constitución venezolana reivindica la inmunidad que tiene el Estado porque representa el interés de los pueblos. “Los estados no podemos ser tratados como particulares por las trasnacionales”.

Al final del encuentro, Patiño informó que los países acordaron construir dos instancias de apoyo: un comité ejecutivo permanente para la defensa, colaboración y asistencia en materia recíproca de inversiones y un observatorio internacional que sintetizará y analizará los estados de los litigios, mecanismos para reformar reformar instancias arbitrales, que elabore un compendio de legislación, políticas y acuerdos comerciales relativos a procesos de negociación entre estados y transnacionales.

En la resolución también se expresó solidaridad con los países afectados por laudos con compañías extranjeras y el apoyo a la puesta en marcha de un centro de resolución de controversias a nivel de Unasur, para lo que falta muy poco, explicó el vicecanciller Marco Albuja.

Ricardo Patiño
Ecuador

“Deberíamos avanzar hacia normativas comunes que brinden seguridad a inversiones y protejan intereses nacionales”.

Anuncios

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s