Prisión preventiva para amigos de joven modelo

gg06a010313-photo01a_456_336Después de ocho días de haber desaparecido, el cuerpo sin vida de Nelly Karina del Pozo Mosquera, de 20 años, fue encontrado la tarde del miércoles en una de las quebradas del noreste de Quito, entre las parroquias de Llano Chico y Llano Grande.

La joven, que se dedicaba al modelaje, desapareció el 19 de febrero pasado luego de salir con unos amigos. Una versión inicial indicaba que ella había sido vista por última vez cuando tomó un taxi después de divertirse con sus amigos.

Pero, ayer, debido a inconsistencias en las versiones, cinco jóvenes fueron detenidos para investigaciones. Son cuatro varones y una mujer, considerados todos amigos de la fallecida, quienes habrían sido los últimos en estar con ella.

Según el parte policial del levantamiento, “luego de una revisión interna del cadáver se pudo observar que el cuerpo se encontraba en avanzado estado de descomposición”, es decir, que la joven falleció el mismo momento de su desaparición.

En el documento consta, además, que tras el chequeo se logró divisar una fractura de varios huesos que componen la base del cráneo.

Los familiares prefirieron no dar declaraciones por la consternación en el que se hallaban, después de más de una semana de búsqueda infructuosa. Del Pozo es cuñada del futbolista Luis Checa, zaguero del Deportivo Quito, contó ayer el mayor Juan Zapata, amigo del jugador.

El cadáver de la joven fue retirado de la morgue el miércoles, a las 23:00, en medio de la desesperación de familiares. El velatorio se realizó la mañana de ayer y el traslado del cuerpo hacia el camposanto estaba previsto a las 16:45, tras la misa programada para las 15:30.

Prisión para sospechosos
Anoche, la jueza Laura López dictó orden de prisión preventiva, por 90 días, para los cinco sospechosos de la muerte de Del Pozo. Según la autoridad, se los considera autores del delito de asesinato, cometido con alevosía, pues se movilizó a la víctima hacia las afueras de la ciudad.

La audiencia de formulación de cargos se inició a las 17:30, en la Unidad de Flagrancias de la Fiscalía en Quito. Contó con la presencia del ministro del Interior, José Serrano, quien a la salida indicó que “habrá que determinar el grado de responsabilidad de (cada uno de) ellos”. Aclaró que no se trata de una banda organizada.

En la audiencia, el fiscal Vicente Reinoso relató que los jóvenes estuvieron bebiendo vino y cerveza, y consumiendo marihuana. Tras la celebración se inició un recorrido por el domicilio de cada uno. Eran la 01:30 del 20 de febrero.

Gracias al GPS del vehículo, se determinó que los primeros en separarse del grupo fueron Cecilia, de 19 años, y Nicolás L. Pero, a las 02:39, el vehículo de “propiedad” de Manuel Gustavo Salazar estaba en Llano Grande y de ese lugar no se movió hasta las 03:35 y a las 04:00 llegó al domicilio de Salazar.

Se conoció, además, que las uñas de Del Pozo estaban rojas e impregnadas de tierra, y tenía desprendimiento de la epidermis inguinal. El fiscal indicó que se trata de un caso evidente de muerte por hemorragia cerebral, causada por un trauma encefálico grave.

El Universo

Redacción

Periodismo e investigación

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: