Tricolor metió tres goles y uno regaló a Chile

La derrota ante Ecuador puso a Chile en la obligación de remontar sus dos caídas consecutivas en las Eliminatorias mundialistas y dejó a su técnico Claudio Borghi en la cuerda floja con la necesidad nada menos que vencer a la Argentina, líder de la clasificación.

La tarea de recomponer al equipo tras su contundente derrota 3-1 ante Ecuador no es nada fácil por cuanto se enfrentará a una Argentina que viene de vencer 3-0 a Uruguay y cuenta con Lionel Messi, el mejor jugador del mundo.

Además, el técnico está suspendido de dirigir por una sanción que le aplicó la FIFA por sus reclamos durante el partido contra Venezuela. La Tercera tituló: “Chile cae 3-1 en Ecuador y aumenta presión sobre Borghi”.

El matutino apuntó también que “La Roja de Borghi empieza a agotar la línea de crédito” y agregó que “la derrota pone más dudas sobre el futuro del DT, que el viernes se fue en silencio desde Quito”.

El Mercurio afirmó que “Borghi está que cae”. El diario aseveró que el secretario de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional, Nibaldo Jaque, señaló que “ahora es una obligación vencer a Argentina”.

Ante Ecuador ‘La Roja’ solo tuvo en delantera a un ‘náufrago’ Alexis Sánchez, quien, al igual que muchos de sus compañeros, ha bajado su nivel en el seleccionado y que no rinden al igual que sus clubes.

Una excepción fue el portero Miguel Pinto, quien respondió pese a los tres goles y que asumió la titularidad tras la lesión del capitán Claudio Bravo. Pinto le atajó un penal a Felipe Caicedo aunque el jugador recogió el rebote para marcar el segundo gol.

El equipo chileno retornó de inmediato a Santiago tras el partido en Quito. Ayer descansó antes de comenzar a preparar el partido del martes con Argentina. Para ese encuentro Borghi podrá contar con el retorno del volante Gary Medel, quien cumplió el partido de suspensión.

Redacción

Periodismo e investigación

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: