12 provincias declaradas en alerta amarilla tras las lluvias

La gubernamental Secretaría de Gestión de Riesgos (SNGR) declaró la alerta amarilla en las provincias del litoral y poblaciones que se encuentran en las estribaciones de la cordillera occidental y que han sido afectadas por fuertes lluvias en las últimas semanas.

Esmeraldas, Manabí, Guayas, Santa Elena, El Oro, Los Ríos, Santo Domingo, Galápagos, Cañar, Azuay, Chimborazo y Cotopaxi son las provincias que abarca la declaratoria.

La decisión del organismo de riesgos se basó en los informes del Centro Nacional de Análisis y Pronóstico del Instituto de Meteorología e Hidrología (Inamhi), informó el periódico oficial El Ciudadano.

La Secretaría de Riesgos dispuso a los comités de operaciones provinciales y cantonales, presididos por los gobernadores y alcaldes, respectivamente, de las localidades afectadas, que en el ámbito de su jurisdicción mantengan en estado de alerta a las mesas y grupos especiales de trabajo que correspondan.

El objetivo es que se pueda realizar las acciones inmediatas que se requieran para proteger a la ciudadanía, así como afrontar cualquier situación negativa que se pudiere generar por el fenómeno natural que está ocurriendo. Así mismo se recomienda que revisen y actualicen planes de contingencia.

De acuerdo al artículo 389 de la Constitución de la República del Ecuador es obligación del Estado proteger a las personas, las colectividades y la naturaleza frente a los efectos negativos de los desastres de origen natural o antrópico mediante la prevención ante el riesgo, la mitigación de desastres, la recuperación y mejoramiento de las condiciones sociales, económicas y ambientales, con el objetivo de minimizar la condición de vulnerabilidad.

Según el Inamhi, las precipitaciones podrían mantenerse en los próximos días. Los fuertes aguaceros que se han registrado en los últimos días ha causado inundaciones han varias localidades del litoral como Chone (Manabí), Machala (El Oro), Vinces, Mocache (Los Ríos), Salitre y Daule (Guayas).

Los grandes centros urbanos como Guayaquil no han estado ajenos a las afectaciones por las intensas precipitaciones pluviales. El el caso de la ciudad portuaria se han registrado inundaciones en diversos sectores y caos vehicular.

En otras zonas, el fin de semana, un deslave -originado por las fuertes precipitaciones-  dejó como saldo tres personas muertas en la vía que conecta la población de Balsas (El Oro) y Loja, en el sur del país.

Andes.

Redacción

Periodismo e investigación

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: