SIP señala a Ecuador como el país que más reprime a la prensa

En “Venezuela, Ecuador, Argentina y Panamá los gobiernos procuran crear un clima de hostilidad a los medios, con agresiones verbales que sonencabezadas por los propios jefes de Estado”, denunció la Sociedad Interamericana de Prensa(SIP) que concluyó el martes su 67 la Asamblea General.

El balance pesimista sobre las libertades informativas en la región fue resaltado por el flamante presidente de la SIP, el estadounidense Milton Coleman, editor de The Washington Post, quien afirmó que”los países con los mayores desafíos son Venezuela, Ecuador, Honduras, Argentina y Bolivia, entre otros”.

“Las trabas y amenazas a los periodistas aumentaron en el 2011 en la región, en medio de leyes restrictivas y asesinatos por parte del narcotráfico”, indicó  el informe de la SIP.

“En muchos países de la región gobiernos intolerantes y autoritarios intentan conseguir el mismo objetivo de enmudecer a los medios”presionando a la justicia y dictando leyes restrictivas para el ejercicio de la prensa independiente, sostuvo la entidad, que agrupa a propietarios y editores de más de un millar de diarios y revistas de América.

Alerta sobre Ecuador
En el caso de Ecuador, indicó que el gobierno de Rafael Correa “habría influido en la designación de jueces que le concedieron un fallo favorable” en la querella que presentó contra el diario Universo.

“Las numerosas demandas que se han presentado desde entonces contra los medios estimulan un clima de autocensura” en ese país, resaltó la SIP, que incluyó a Bolivia en esa apreciación a raíz de una ley contra el racismo que asigna a los medios responsabilidad por las opiniones de terceros.

En ese sentido, exhortó al presidente ecuatoriano a cesar los ataques contra la prensa independiente

La SIP además “alerta a los medios del mundo sobre la progresiva pérdida de la libertad de expresión en Ecuador, luego de que la justicia está emitiendo sentencias contrarias a los tratados internacionales”.

La resolución se solidariza con los periodistas de Ecuador y señala su decisión de “acompañar activamente ante los organismos internacionales como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos” en sus reclamos contra el gobierno de Rafael Correa.

Los directivos Carlos, César y Nicolás Pérez, y el exeditor de opinión de El Universo, Emilio Palacio, fueron condenados a tres años de cárcel y al pago de 40 millones de dólares en la sentencia de un juicio en el que Correa los acusa de injurias.

En “Argentina, Nicaragua y Venezuela los gobiernos han montado una red paralela de medios estatales oficialistas, que a menudo se unen en las campañas de desprestigio contra la prensa independiente”, agregó.

Colonización mediática en Argentina
En el caso puntual de Argentina, la organización advirtió de la “colonización mediática”que impulsa el Ejecutivo de la presidenta Cristina Fernández.

“La Asamblea General de la SIP alerta a la sociedad sobre el proceso de colonización mediática que se viene desarrollando por parte del gobierno con cuantiosos recursos del Estado y otras herramientas, intentando monopolizar los canales de acceso a la información”, reza una resolución aprobada.

La Sociedad Interamericana de Prensa solicitó al gobierno argentino “que finalice la escalada de agresiones contra los medios críticos, que lejos de atenuarse siguen sumando nuevas agresiones de manera ininterrumpida”, lo que incluye presiones a la justicia para que emita fallos contra los medios de comunicación.

Violencia el peligro más grave
Coleman, nombrado este martes en el cargo en reemplazo del guatemalteco Gonzalo Marroquín, expresó también su preocupación por el asesinato de periodistas, principalmente en México.

“Al aproximarnos a la conclusión del año, comprobamos cómo las trabas y amenazas a la libertad de prensa han aumentado” en el continente, señaló la SIP entre las conclusiones aprobadas por su Asamblea General.

“El peligro más grave que deben enfrentar los periodistas es el de la violencia física, el crimen y la impunidad con que se cometen estos delitos”, dijo sobre la acción de narcotraficantes y la actitud de autoridades políticas y judiciales.

La SIP recordó que “en el último semestre 21 periodistas perdieron la vida como consecuencia directa de sus actividades”, la mayoría en México y Honduras. En cada uno de estos países hubo cinco asesinatos, según la entidad.

Las muertes violentas de periodistas también ocurrieron en Brasil, Colombia, El Salvador, Guatemala, Perú y República Dominicana.

Redacción

Periodismo e investigación

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: