Actualidad

Alemania critica a iniciativa Yasuni ITT

El ministro alemán de Cooperación, Dirk Niebel, ha criticado a Italia por prometer apoyo financiero al proyecto medioambiental ecuatoriano del Yasuní-ITT en lugar de sanear sus cuentas públicas, informó hoy la revista “Der Spiegel”.

El ministro alemán, del partido liberal FDP, cargó contra el gobierno de Silvio Berlusconi por comprometer 35 millones de euros para proteger esta reserva natural ecuatoriana y no explotar los yacimientos petrolíferos de su subsuelo pese a sus actuales problemas financieros.

“La solidaridad europea esperaría que Italia pusiese en primer lugar en orden sus propias finanzas”, afirmó Niebel, que agregó: “Berlusconi puede pagar, pero de su propio bolsillo”.

Dirk Niebel, ministro de cooperación alemana.

El ministro de Cooperación aseguró asimismo que Alemania no participará en el proyecto medioambiental ecuatoriano para preservar el Yasuní tras alegar que sentaría un “precedente de consecuencias imprevisibles”.

“Yo no pago por que algo no se haga”, aseguró Niebel. “Si tomamos parte en (el proyecto de) Ecuador, crearemos un precedente de consecuencias imprevisibles”.

El Gobierno alemán ya avanzó el pasado junio que no financiará el plan para salvar la reserva natural de Yasuní porque “un pago directo para un fondo de ese tipo” puede “resultar en última instancia muy caro”, según la secretaria de Estado del Ministerio alemán de Cooperación, Gudrun Kopp.

Agregó que una vez que se instituya ese principio de actuación en asuntos de cooperación, otros países podrían instar a Alemania a apoyar financieramente proyectos similares.

A juicio del Ministerio de Cooperación, sería más conveniente que en lugar de tratar de instaurar un nuevo modelo de proyectos medioambientales, Ecuador integrase el plan para el Yasuní dentro de los programas para la protección de bosques REDD de las Naciones Unidas.

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, presentó el proyecto Yasuní-ITT en 2007, con el objetivo de que la comunidad internacional sufragase un fondo para que Ecuador preservase intacta la reserva del Yasuní y no explotase sus yacimientos petrolíferos.

El parque, creado en 1979 y declarado Reserva Mundial de la Biósfera diez años más tarde, abarca 982.000 hectáreas de la cuenca del alto Napo, y Ecuador pide una contribución internacional de al menos 3.500 millones de dólares para no extraer el petróleo y evitar la emisión de 410 millones de toneladas de dióxido de carbono.

Hasta el momento, las principales contribuciones para este plan han sido la española, de un millón de dólares, y la chilena, que prometió 200.000 dólares.

La República

Categories: Actualidad

Tagged as: ,

Deja un comentario