Los “gustitos” que se dan en Nueva York los presidentes y delegados en la ONU

En su visita a la 66.a Asamblea General de Naciones Unidas, los líderes mundiales no han escatimado en gastos. El ruandés ha desembolsado $ 16 mil por la suite presidencial en el Hotel Mandarín, donde también se aloja su homóloga argentina, Cristina Fernández. Un jeque de Qatar gastó US$ 1 millón en renovar su vestuario y el ministro de Exteriores marroquí ya es habitué de restaurantes top.

Se desata la locura por hoteles de cinco estrellas, diseñadores de moda y famosos restaurantes

Todo indica que los presidentes y delegados que asisten a la 66.a Asamblea General de las Naciones Unidas están vueltos locos con el glamour de Nueva York.

Las comitivas de exóticos países como Ruanda, Arabia Saudita, Marruecos, Qatar y Palestina, entre otros, han dejado los pies en la calle comprando compulsivamente, visitando a diseñadores de moda y almorzando en los más afamados restaurantes, para, una vez caída la noche, descansar en las más lujosas suites de los hoteles de 5 estrellas que están en la Gran Manzana.

El Presidente de Ruanda, Paul Kagame , ha sido uno de los gobernantes más derrochadores. Además, de ya reservar un espacio en su agenda para ir de shopping , cancela cada noche 16 mil dólares por su suite en el Mandarín Oriental de Nueva York, donde la cuenta básica por día equivale a 15 veces el salario promedio de sus compatriotas: 1.150 dólares.

Páginas especializadas en hotelería destacan de la suite presidencial el hecho de que sea un refugio perfecto, completo en todo sentido, de 2.640 m {+2} , con grandes áreas de living y comedor por separado, cocina gourmet y paneles de madera de Mozambique.

Desde el piso 53 se puede ver todo Manhattan y está decorado con alfombras orientales hechas a mano. Sus paredes están tapizadas con seda y el piso del baño está revestido con baldosas de miel de ónix.

La morada presidencial también cuenta con un sistema de entretenimiento Bang & Olufsen avaluada en más de 100 000 dólares, que incluye un plasma de 65 pulgadas, cinco parlantes independientes y un Blue Ray y DVD.

Diplomáticos de Egipto y Palestina, incluyendo el Presidente Mahmoud Abbas , en tanto, no se quedan atrás y han sido vistos en el hotel Milennium de Naciones Unidas, donde los dormitorios cuestan 3 mil dólares la noche.

Por su parte, líderes de Arabia Saudita se están hospedando en el Hotel Plaza y han sido vistos en el salón del hotel Warren-Tricomi, según el “New York Post”.

Entre los servicios que estos hoteles top ofrecen figuran los tratamientos intensivos y de spa, que son muy bien aprovechados por las mujeres de los dignatarios.

Diseñador de celebridades

Uno de los “gustitos” que se han dado algunos diplomáticos que están en Nueva York es vestir a la moda y lucir un modelito del exclusivo diseñador Domenico Vacca, quien ha vestido a celebridades como Ashton Kutcher -casado con Demi Moore-; Colin Firth , protagonista del Discurso del rey, y Glenn Close (Atracción Fatal).

El presidente de la Asamblea General de la ONU, Nassir Abdulaziz Al-Nasser, y otros miembros reales de Qatar habían sido vistos en la tienda del famoso diseñador, donde el jeque de Qatar, Sheikh Hamad bin Khalifa Al Thani , habría gastado una suma de seis dígitos en renovar su vestuario.

¡Sólo las brochetas de pan cuestan 20 dólares!

Además de los hoteles cinco estrellas y diseños top , los diplomáticos de las distintas delegaciones sienten debilidad por las delicatessen de restaurantes como “Nello”, situado al noreste de la ciudad, y Harry Cipriani, donde cenó el ministro de Exteriores marroquí, Taieb Fassi Fihri , al igual que otros diplomáticos de Nigeria.

Este último local -especialista en comida italiana- es tan caro que ¡sólo las brochetas de pan cuestan $19,95!, según blogueros entendidos.

El “Nello”, en tanto, no sólo ha conquistado a los dignatarios con su glamoroso menú -por 300 dólares pueden disfrutar de un Dom Perignon añejado de 1985, una champaña Cristal con trufas, lenguado, ensalada de langosta y pastas-, sino que con codearse con figuras como Arnold Schwarzenegger y los actores Matt Damon (El caso Bourne-Identidad desconocida) y Pierce Brosnan (James Bond).

Cristina optó por cambiar de hotel y escogió el exclusivo Mandarin Oriental

Cuando viajaba con su marido, Néstor Kirchner, a Nueva York, la ahora Presidenta argentina, Cristina Fernández, alojaba en el Four Seasons.

Esta vez decidió cambiar y escogió un hotel más moderno, exclusivo y con vistas al Central Park, el río Hudson y los rascacielos de Manhattan: el Mandarin Oriental.

El recinto tiene 202 lujosas habitaciones y 46 suites, además de un gimnasio de alto rendimiento, una piscina con solarium y un spa vip .

En sus dependencias, los huéspedes pueden acceder a sesiones de yoga tailandés y a tratamientos holísticos con ingredientes naturales.

En cuanto a gastronomía, el Mandarin Oriental es conocido por su restaurante Asiate, uno de los más prestigiosos de Nueva York.

Además, hay dos bares-restaurantes de alto nivel.

La infraestructura, diseño y servicio de este hotel han sido distinguidos con varios premios, entre ellos el de la revista Forbes.

Unos 6.000 metros cuadrados están destinados exclusivamente a un salón para reuniones y conferencias.

Y es allí donde la Mandataria argentina se reunió con los representantes de dos empresas de energía estadounidenses: AES y Exxon.

Antes de viajar a Estados Unidos, Cristina Fernández estuvo en París, donde se reunió con el Presidente francés, Nicolas Sarkozy .

Allí, según el diario sensacionalista “New York Post”, habría aprovechado de satisfacer uno de sus gustos predilectos.

El periódico asegura que la Presidenta trasandina compró 20 pares de zapatos del diseñador francés Christian Louboutin a un costo de 5.500 dólares cada uno. En suma, gastó 110.000 dólares.

Sin embargo, la información fue desmentida por el portavoz presidencial, Alfredo Scoccimarro, quien dijo que “es un invento, un absurdo total, no sé cómo pudieron afirmar eso. Desmiento totalmente esa información”.
Pdte. de Ecuador tiene una de las comitivas más numerosas… tuvo que arrendar avión

Para todos los gustos y gastos. Así también son las comitivas que acompañan a los mandatarios que llegaron a Nueva York para la Asamblea de la ONU.

Una de las delegaciones más numerosas es la del Presidente de Ecuador, Rafael Correa.

Según la prensa de su país, el Mandatario arrendó un avión a TAME -línea aérea nacional de Ecuador- para trasladar a casi un centenar de personas. Entre ellos están el canciller Ricardo Patiño y los ministros de Comercio Exterior, Producción, Turismo, Patrimonio, entre otros.

Varios de los integrantes de la comitiva son funcionarios de la Secretaría de Comunicación de la Presidencia, encargados de difundir las actividades presidenciales. Además, deberán coordinar y poner al aire la tradicional “sabatina” de Correa, la larga cadena nacional de radio y TV -usualmente se extiende por tres horas- donde rinde su cuenta presidencial. Esta vez la harán desde la zona de Flushing Meadows, en Queens, y para eso ya arrendaron el servicio de satélite.

Por su parte, Correa viajó a Nueva York en el avión presidencial, el Legacy 600, que tiene una capacidad para 14 personas.

En el otro extremo está, por ejemplo, el Presidente de Guatemala, Alvaro Colom . Viajó, junto a tres colaboradores, en un vuelo comercial.

En el caso de la comitiva del Mandatario peruano, Ollanta Humala , fue el viaje de su esposa, Nadine Heredia , la que sacó chispas por los gastos de viático involucrados.

Según el diario “Perú 21”, el Estado peruano desembolsará más de US$ 6 mil para viáticos de la Primera Dama y la comitiva que la acompaña en Nueva York.

De acuerdo a la resolución publicada en el diario oficial El Peruano, los desembolsos “se efectuarán con cargo al presupuesto institucional del Despacho Presidencial”.

El debate se desató porque durante el gobierno de Alan García, como parte de las medidas de austeridad, se eliminó el despacho de la Primera Dama.

A través de su cuenta en Twitter, Nadine Heredia aseguró que ella no recibió platas fiscales para hacer el viaje.

“Para aclarar, estoy en NY acompañando al Presidente y cumpliendo algunas actividades, no cobro viáticos ni llevo comitiva. Los gastos en mención pertenecen a toda la comitiva del despacho de la presidencia. Hay que aclarar que no existe ‘despacho de primera dama'”, tuiteó.

Redacción

Periodismo e investigación

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: